Los Cinco Errores Del Orador Novato

¿Es la primera vez que hablarás en público? Si crees que estás en una situación demasiado complicado, olvídalo. La mayoría ha estado en tu posición alguna vez y han logrado superarlo. Pero no cometas los cinco errores más comunes de los oradores novatos.

El primer error en que incurren los oradores novatos es permitir que el miedo los domine. El miedo  a hablar en público es una de las mayores dificultades que las personas tienen para presentarse delante de un auditorio, pues acarrea varios problemas de comunicación. Por causa de estos, algunas personas hablan bajo o demasiado alto, quedan entumecidas en el escenario o desarticuladas, hablan demasiado rápido o, por el contrario, con una irritante monotonía que duerme al público. Esto hace que se sientan inseguros e incompetentes para hablar en público, afectando su desarrollo profesional o académico.

El nerviosismo lógico en un orador novato puede llevarle a ser aburrido o excesivamente entusiasta en su presentación. Si eres aburrido, quizás por la inseguridad normal en una primera presentación, pocos escucharán y es probable que algunos de los presentes se levanten a mitad de tu presentación. Aunque sea tu primera vez ante un público, no leas lo que tienes para decir, pues eso sería muy aburrido. Ten apuntes frente al alcance de tu vista pero no leas, pues perderás naturalidad. Pero cuidado: no ser aburrido no es lo contrario a hacerse el gracioso en tu presentación. Puedes incorporar comentarios chistoso pero tu presentación no puede perder seriedad, pues le quitaría peso al mensaje que quieres transmitir. Por el contrario, los nervios podrían llevarte a ser excesivamente entusiasta en tu discurso o charla. Muéstrate apasionado por el tema que estás desarrollando pero con equilibrio. Ten cuidado con tus movimientos y el tono de tu voz, no exageres con tu emoción delante de la audiencia. Existen muchas técnicas para hablar en público que te pueden ayudar a hacer atractiva tu presentación.

El segundo error de quien habla en público por primera vez es no saber ordenar sus pensamientos, lo que llevará a plantear su mensaje de manera confusa. Por ejemplo, entrar directamente de lleno en el tema central de la presentación o discurso sin captar la atención y conquistar convenientemente al auditorio es uno de los errores en este sentido.

El tercer error es pasar de un punto a otro sin ningún criterio o repiten los argumentos que ya habían sido expuestos. Este es un problema muy grave, pues dificultan el entendimiento de los oyentes. La secuencia en un orador novato debe ser simple para poder ser asimilada y aplicada con un mínimo de estudio y preparación. En tu presentación en público sigue la secuencia: introducción, planteo del tema central de forma convincente y conclusión.

Un cuarto error en que caen muchos novatos es estar demasiado ocupados pensando en sí mismo y en cómo quedarán frente al público, olvidando a este. Recuerda tu misión, para qué estarás frente a este grupo de personas que se ha reunido para escucharte. Lo más importante debe ser que tu mensaje llegue claramente a estas personas. Trata de no pensar en ti, en que es la primera vez que estás en un escenario, y concéntrate en llegar con tu mensaje, para que la audiencia salga satisfecha de haberte escuchado.

Y el quinto y último error es pensar demasiado en el asunto, creyendo que algo muy complicado para ti. Hoy eres novato en hablar en público, después de tu primera presentación, dejarás de serlo. Es cuestión de dar el primero paso. Si te preparas bien, todo saldrá bien. Debes intentarlo y luego todo será mucho más fácil, y recuerda estar aprendiendo y practicando técnicas para hablar en público de acuerdo al tipo de discurso y presentación que ofrecerás.

Aprende a hablar en público desde cero

Escribe Tu Comentario:

Add Your Reply
Simple Follow Buttons
Simple Share Buttons